Matan a un nene de 3 años que iba a comprar pizza con su papá: identificaron al asesino

Matan a un nene de 3 años que iba a comprar pizza con su papá: identificaron al asesino

Fue en rueda de reconocimiento. Se trata de un adolescente de 16 años que fue aprehendido esta madrugada.

crimen nene

Agustín tenía 3 años y anoche, antes de que su papá se fuera a trabajar, lo acompañó a comprar una pizza para la cena. Todavía no daban las 21 y Martín Bustamante (28) llevaba de la mano a su hijo por la calle Mayor Olivero al 1300, en Villa Centenario de Lomas de Zamora, cuando dos delincuentes los sorprendieron. Les robaron pero no quedaron satisfechos con eso. Mientras huían, uno de los ladrones se dio vuelta y disparó. El tiro mató al chiquito. “El que tenía el arma se sonrió”, contaría luego el padre ante la prensa. Esta tarde lo identificó en rueda de reconocimiento como el asesino de su hijo: tiene 16 años.

Por el crimen que conmocionó a todos los vecinos de Lomas de Zamora, y por el que los vecinos marchan para pedir Justicia en Villa Centenario, un adolescente de 16 años fue aprehendido de madrugada y hoy mismo fue sometido a una rueda de reconocimiento: Martín Bustamante, el papá de Agustín, lo identificó como el autor material del crimen de su hijo “por la ropa y la cara”, dijeron las fuentes.

“Íbamos caminando de la mano y me los encuentro. Estaban escondidos y uno de ellos tenía un arma. Me robaron, me sacaron la plata y cuando se van, uno se da vuelta y me tiran. El que tenía el arma se sonrió. Me quisieron apuntar a mí, con tanta mala suerte que le pegaron a mi hijo”, contó entre lágrimas Martín, el padre de Agustín, un hombre que trabaja como empleado en una empresa de seguridad privada y que, al momento del robo, llevaba el pantalón de su uniforme de trabajo.

Tras el robo, los dos ladrones huyeron caminando pero a los pocos metros se dieron vuelta y uno de ellos disparó un único balazo. Agustín apenas llegó a balbucear: “Papá, me duele”. El tiro dio en la espalda del chiquito. Desesperado, Martín cargó a su hijo en brazos y salió corriendo para pedir ayuda, pero al ver que sangraba decidió llevarlo con un vecino hasta la Clínica Boedo de Lomas de Zamora, donde falleció mientras era atendido.

Al nene lo mataron por unos $200 que el papá llevaba para comprar la pizza y el celular.

Fuente -Clarín-