Argentina 1 Brasil 0 Una sonrisa para el Viernes

Argentina  1  Brasil  0  Una sonrisa para el Viernes

Cuándo esta mañana temprano, una parte del país se estaba levantando, otra parte estaba pendiente de lo que estaba ocurriendo en Australia, dónde nuestra selección de fútbol y en el debut de Jorge Sampaoli cómo técnico, a a Brasil.

Los primeros minutos mostraron algunas diferencias con presentaciones anteriores, sobre todo en la presión de 3/4 de cancha hacia arriba, con un cuarteto de ataque formando con Messi,  Dybala,  Di María y Gonzalo Higuaín. muy agresivo y algunas situaciones claras desde el inicio, cómo el tiro de “el Fideo” Di María en el palo derecho del arquero brasileño con solamente    6  minutos jugados. Claro que la presión no solo es blanquiceleste, porque los brasileños también entienden eso de la marca alta y,  cuando Argentina sale desde el fondo con toque asociado siempre hay algún rival muy cerca. Con 16 minutos el partido es entretenido, se nos escapa algún suspiro cuándo la pelota pasa por los pies del arquero Romero, pero se soporta.

Gran susto a los 21 minutos, cuándo los centrales quedaron enganchados y en un rápido contrataque manejado por Renato Augusto y demasiado demorado por Coutinho, sumado a un gran cruce de Otamendi impidieron la caída de nuestra valla; claro que en los 5 minutos posteriores funcionó muy bien la sociedad Messi – Di María y nuevamente el equipo nacional se iba arrimando.

Hasta el final del primer tiempo mejor control de Brasil en la zona de gestación de juego, con la velocidad de Coutinho y el peligro de Gabriel de Jesus; por nuestro lado las diagonales de Higuain, el muy buen funcionamiento de la sociedad Messi – Di María – Dybala y de ésta forma llegó hasta el fondo del arco de Brasil, cuándo de una jugada de pelota parada, córner para la albiceleste: Cabezazo de Otamendi, rebote en un palo y derechazo de Mercado parado practicamente debajo del arco para decretar el triunfo parcial a los 44′.

Empieza el segundo y tiempo y, después de bastante tiempo, crece la esperanza.

En el comienzo del segundo tiempo el técnico Sampaoli movió el banco. Joaquín Correa por Higuaín, para seguir probando variantes, y  Nicolás Tagliafico por Gómez para alternar con Banega por la izquierda.

Nos pegamos un buen susto a  los 12′ de esta segunda parte, Willian  habilitó a Gabriel Jesús con una  mala salida de Romero, para tirar con el arco despejado. Sin embargo, el palo le dio rebote, la pelota no entró y tras un segundo intento de Willian, Biglia anticipó y la tiró afuera. El dominio de Brasil sigue creciendo, entonces  el técnico vuelve a realizar  un cambio interesante  en el ataque, saca a  Dybala y pone a  Guido Rodríguez (23′);  y para seguir probando cambia el fondo con la salida de  Mercado y el ingreso de Mammana, también toca el medio con el ingreso de  Lanzini por Banega.

Es un amistoso, sirve para probar jugadores, solo que Brasil domina el juego en este complemento, aunque ocasión seria solo tuvo la que desperdició Gabriel Jesús.

Un minuto de alargue y, listo. Triunfo argentino, sin sobrar nada, es verdad; pero triunfo en definitiva y frete a Brasil