CANAL 8 EN VIVO

La ampliación del Hospital Scaravelli avanza en los plazos previstos

La ampliación del Hospital Scaravelli avanza en los plazos previstos

En el mes de octubre la obra estará finalizada, de no presentarse ningún inconveniente en la ejecución final. Esta obra fue iniciada en el año 2015, pero su avance representaba menos de un 2% hasta mediados del año 2016 cuando la actual gestión se propone efectuarla y mejorarla.

Las obras de ampliación del Hospital Regional Antonio J. Scaravelli, que permitirán incluir las instalaciones de la Fuesmen en el Valle de Uco, ya han superado el 60% de ejecución y los trabajos que restan son mucho más rápidos que los ejecutados. La nueva infraestructura también tendrá un salón de usos múltiples y gabinetes para que funcione la administración del hospital.

Son en total 1.000 metros cuadrados cubiertos de obra, 200 metros ya fueron inaugurados el año pasado. Con una inversión de casi $25 millones, las obras de la primera etapa incluyeron la remodelación del área administrativa y del servicio de diagnóstico por imágenes, donde funcionan el nuevo ecógrafo y mamógrafo. Mientras que la segunda etapa (actualmente en plena construcción) contemplará un salón de usos múltiples, en donde se podrán realizar congresos, conferencia, charlas, y una parte administrativa, para trasladar las oficinas y dejar liberado espacio en el actual hospital para nuevos consultorios. Pero, principalmente, esta nueva estructura  será para alojar los servicios de resonancia y tomografía de la Fuesmen. Las autoridades del hospital del Valle de Uco destacan la buena administración del Gobierno provincial y la decisión política de priorizar estos servicios de salud en Tunuyán.

En menos de tres años, el total de la ampliación será inaugurada. El año pasado, el Gobernador Alfredo Cornejo inauguró la primera etapa de esta ampliación.

Tras la visita a la obra, el Inspector Técnico de la obra, Pedro Sánchez Moreno, dio a conocer la buena noticia: “Si no se presenta ningún inconveniente de fuerza mayor, la obra la tendremos lista para el mes de octubre”. El profesional especificó que tuvieron algunos inconvenientes en lo más difícil de la obra: la estructura metálica de todo el edificio, y el emplomado y la protección para el alojamiento de los servicios que utilizan energía nuclear. “Pero ya todo eso lo hemos finalizado, inclusive hasta la colocación de todo el piso”, informó Sánchez. Paralelamente, el arquitecto del Ministerio de Infraestructura, Economía y Energía de Mendoza explicó: “Luego de afrontar una serie de inconvenientes, hemos terminado la parte gruesa de la obra, la más costosa y la que menos se observa desde afuera. Ahora comenzamos a realizar los trabajos finos, que son los revestimientos externos, la tabiquería liviana, las instalaciones eléctricas, los servicios contra incendios y termomecánica, y todos los trabajos de exteriores, como la colocación del piso del patio y el tratamiento exterior de las paredes”.

Por su parte, el Coordinador Regional de Salud Rodolfo Guillén informó que “la obra avanza al ritmo normal, y si no hay inconvenientes finales, en septiembre o principios de octubre la vamos a estar inaugurando. Desde ahí en más, comienza la instalación de la Fuesmen, para lo cual también ya están los equipos”. El funcionario del Ministerio de Salud destacó que “cuando esta gestión comenzó, la obra que supuestamente había iniciado durante el año 2015 tenía un avance de tan sólo el 1,33% ejecutado durante todo ese año. Esto corroborado por los certificados de obra de enero del año 2016. Básicamente, en el lugar sólo había un pozo. Actualmente y tras casi tres años de gestión, ya hemos inaugurado una parte, y pocos meses vamos a tener el total de la obra finalizada, beneficiando directamente a toda la salud regional”.

Los servicios de la Fuesmen: dos grandes beneficios

La Fuesmen como servicio en el Valle de Uco será un salto de calidad para la salud pública regional. En lo que respecta a la aparatología, en primera instancia contará con un tomógrafo y un resonador magnético, los cuales ya han sido adquiridos por la Fundación Escuela de Medicina Nuclear.

La instalación de este servicio representa, por un lado, la posibilidad de que los pacientes  no tengan que viajar hacia la Ciudad de Mendoza a realizar este tipo de tratamientos médicos, tanto aquellos que requieren obtener diagnósticos o realizarse estudios de urgencia. Y por otro lado, una disminución de los costos para el hospital Scaravelli, porque dejará de realizar traslados para la ejecución de estos estudios, especialmente aquellos que se necesitan habitualmente en este hospital como son lo de resonancia, estudios precautorios que se efectúan tras haber sufrido cualquier accidente.