Astor Piazzolla: 25 años sin bandoneón

Astor  Piazzolla: 25 años sin bandoneón

El 4 de julio de 1992 el mundo despidió a Astor Piazzolla, prolífico bandoneonista que rompió todos los estándares del tango y que llevó su arte a distintas partes del mundo. Hoy se le recuerda con 25 sucesos que marcaron su vida y su carrera.

Una noche, la soledad, una silla, la luz y un bandoneón. Del silencio arrancaron los primeros movimientos para realizar la melodía de duelo que Astor Piazzolla le compuso a su padre cuando se enteró de su fallecimiento, en 1959.

“Papá nos pidió que lo dejáramos solo durante unas horas. Nos metimos en la cocina. Primero hubo un silencio absoluto. Al rato, oímos que tocaba el bandoneón. Era una melodía muy triste, terriblemente triste. Estaba componiendo Adiós Nonino“, declaró su hijo Daniel Piazzolla en 1986, sobre la composición realizada para su abuelo Vicente Piazzolla “Nonino”.

Así como esta anécdota, la vida del célebre músico argentino está plagada de recuerdos que en su vigésimo quinto aniversario luctuoso merecen ser destacados.

“La música es más que una mujer, porque de la mujer te podés divorciar, pero de la música no. Una vez que te casas, es tu amor eterno, para toda la vida y te vas a la tumba con ella encima”, -Astor Piazzolla-(Bandoneonista y compositor).