CANAL 8 EN VIVO

Asaltaron y maniataron a la hija del intendente Soto

Asaltaron y maniataron a la hija del intendente Soto

El hecho terrible hecho ocurrió ayer a las 10 de la mañana en la casa del propio intendente de Tupungato, Gustavo Soto, ubicada en pleno centro del Departamento y las víctimas fueron su hija de 18 años y la empleada domestica que se encontraba en horario laboral.

Según la denuncia radicada por el Jefe Comunal, a la hora indicada su hija sintió que golpearon la puerta de la vivienda y al atender, un hombre a cara descubierta la empujó, ingresó al domicilio, la tomó del cuello y la llevó hacia una habitación.

Una vez allí, el delincuente maniató a la adolescente con precintos en las manos y en los pies. Debido a que en el lugar se encontraba la empleada, también ella fue maniatada por este malviviente.

Minutos más tarde, otros dos sujetos ingresaron a la vivienda y les pidieron a las mujeres dinero en efectivo. Debido a que no contaban con lo solicitado, los ladrones se llevaron un teléfono celular y se dieron a la fuga.
Según la denuncia, uno de ellos era delgado, de cabello lacio, tez morena con lunares en el rostro y vestía pantalón de jeans y campera negra con rayas.

Las declaraciones del intendente Soto

El Jefe Comunal brindó una entrevista a Diario Uno en donde afirmó lo sucedido y brindó mas detalles del hecho delictivo.

“Mi hija miró por la ventana, ella estaba en su computadora haciendo un trabajo, y vio que había dos personas”, relató a este portal el intendente de Cambia Mendoza, Gustavo Soto.

Dijo: “Yo tengo la costumbre de atender a todo el mundo, aún en mi casa. Ella abrió la puerta para ver qué necesitaban y entraron de golpe a la casa. Ahí la llevaron a una habitación, a la señora que trabaja en la casa también, y les pusieron precintos”.

“Revolvieron toda la casa, le pidieron a mi hija dinero, joyas, pero no se llevaron nada, solo el celular de mi hija para que no pudiera comunicarse, pero nada más. A lo mejor buscaban solo dinero, pero es muy raro todo”, expresó Soto a este portal: “Estaban a cara descubierta y pedían que no los miraran. Actuaron con mucha rapidez, sabían lo que estaban haciendo, no eran improvisados”.

“En Tupungato todo el mundo sabe donde vive el intendente, es muy difícil que haya sido al azar. La mayor parte de la gente que vive acá sabe donde vivo, atiendo a gente fuera del horario municipal cualquier día, me golpean la puerta, salgo y los atiendo o los hago pasar. No creo que haya sido al azar sinceramente”, sostuvo.

Y en este sentido agregó: “Estamos en un momento especial, entonces calculo que por ahí debe ser. Tienen un intendente que expresa públicamente su acompañamiento a las políticas de seguridad del gobernador Alfredo Cornejo, y a que vamos a darle combate al delito”.

Insistió: “Lo del robo no me cuadra porque había muchas cosas, no se llevaron la computadora, no se llevaron un montón de elementos, nada mas que el teléfono de mi hija, pero había otras cosas apetecibles para un ladrón”.

“No me gusta ver fantasmas, pero la verdad que es muy raro el momento y la forma. Le preguntaban a mi hija dónde estaba la caja fuerte, dónde estaba el dinero, y ella le decía que no tenemos plata en casa, porque es verdad. Les dijo que se llevaran ropa, pero nada, dieron vuelta toda la casa y nada”.